Archivo de la etiqueta: dificultades de aprendizaje

A malas notas, buena cara

Imagen: protectus.co.uk

Imagen: protectus.co.uk

Estamos a un paso del final del primer trimestre. Aunque suele ser considerado un trimestre de transición, de adaptación al nuevo curso o a la nueva etapa, a veces nos pilla con el paso cambiado a los padres, y la sorpresa, el miedo a repetir o el enfado nos puede llevar a reaccionar de una manera que no beneficia a nadie. Nuestra actitud puede determinar cómo encajen nuestros hijos esas notas y cómo reaccionen a posteriori.

Lo primero y principal es recordar lo dicho en el primer párrafo: es un trimestre de adaptación, a veces al tutor, a veces al ciclo, otras veces al centro, otras a la mezcla entre clases, incluso a asignaturas nuevas. Unos cambios son más complicados que otros, pero lo que es seguro es que necesitan un tiempo para aprender cómo funciona la nueva situación. Para los cambios, hay un símil que nos gusta mucho: imaginad que siempre vais al mismo supermercado, y por circunstancias, un día hacéis la compra en un supermercado de la misma cadena, pero de otro barrio o ciudad. ¿A que vais perdidos? ¿A que necesitáis más tiempo para encontrarlo todo? Pues en este caso es lo mismo. Por lo tanto, es bueno tener paciencia y no achacar de entrada la bajada de rendimiento a una disminución del esfuerzo de nuestros hijos.

También tenemos que valorar la evolución y no sólo el resultado. Si sabemos las notas de los exámenes de todo el trimestre, podemos ver si la media se ha visto perjudicada por las primeras pruebas. Esto indica una progresión positiva, aunque sea dentro del suspenso, y también es bueno valorarlo. No nos debemos quedar sólo con que se ha suspendido, incluso pasar de un 2 a un 3 se puede valorar como un progreso, porque se están acercando al aprobado.

Debemos entender, y también ayudar a que nuestros hijos lo consideren así, que un examen es una herramienta que nos permite tener más información sobre nuestro proceso de aprendizaje: dónde tenemos dificultades y dónde no. No se trata sólo de no haber respondido bien, si no de porqué no hemos respondido bien. Puede ser que no hayamos entendido el tema, que no hayamos entendido la pregunta, que no hayamos estudiado suficiente, que nos hayamos puesto nerviosos y nos hayamos quedado en blanco, que haya una dificultad de aprendizaje no detectada… Cada una de estas problemáticas tiene una solución diferente, no se trata sólo de estudiar más o de hacer más ejercicios. Aprender de los errores es una buena enseñanza para todos los aspectos de la vida.

La motivación también juega su papel. Existen muchos tipos de motivación. Todos funcionamos con una combinación de ellas, pero los niños están más acostumbrados a la motivación extrínseca, positiva (“tendrás un premio”) o negativa (“tendrás un castigo”). Una de nuestras funciones como padres es enseñarles a depender menos de la motivación extrínseca (la que viene de los demás) y aprender a funcionar gracias a la motivación intrínseca (la que proviene del propio deseo de mejorar y autorealizarse). Así, podemos hacerles razonar sobre los resultados, cómo se sienten con ellos, qué podrían haber hecho para sentirse mejor…

También podemos ayudarles con sus expectativas de autoeficacia. Cuando nos marcamos un objetivo o reto muy difícil, es poco probable que lo consigamos, haciendo que nos consideremos menos competentes. Cuando el objetivo o reto es demasiado fácil, no nos motivaremos lo suficiente como para esforzarnos. Si han suspendido siete, quizá pretender recuperarlas todas al siguiente trimestre no sea realista. Por ejemplo, un buen objetivo puede ser dedicar quince minutos diarios más al estudio, y que independientemente de si se aprueban o se suspenden las asignaturas, intenten quedarse más cerca del aprobado. En el siguiente trimestre, y en función del resultado de las primeras pruebas, se pueden buscar nuevas estrategias hasta dar con aquellas que funcionen.

Finalmente, recordad que además de las asignaturas suspendidas, hay otras que se han aprobado, donde se ha trabajado bien o ha habido otras circunstancias que han permitido aprobar. Debemos valorarlas, así como buscar qué ha funcionado en estas asignaturas que en las suspendidas no.

Hay muchas estrategias que pueden ayudarles, sean cuales sean sus dificultades. Desde el castigo, los gritos, los calificativos, las etiquetas… no vamos a propiciar un cambio real, duradero y sobre todo motivador en nuestros hijos.

Si creéis que tras las dificultades de vuestros hijos puede haber algo más que una mala estrategia, no dudéis en buscar el asesoramiento de un profesional. Podéis encontrarnos en los teléfonos 622 26 60 40 / 629 97 33 24, y por correo electrónico a rbpsicolegs@gmail.com.

Nuevo servicio: método Glifing

Imagen: avesedari.com

Imagen: avesedari.com

En RB Psicòlegs, tenemos el compromiso de mantenernos actualizados con los últimos avances y las nuevas tecnologías aplicables en el tratamiento de los trastornos y las dificultades de aprendizaje. Es por ello que a partir del curso 2016-17, hemos decidido implementar el método Glifing para el tratamiento de las dificultades en el proceso lector.

El método Glifing es una forma de entrenamiento de la lectura adaptado a cada niño utilizando el ordenador y de manera lúdica. En primer lugar, se obtiene un perfil lector objetivo del alumno. Con los datos obtenidos, se hace un análisis que nos informa de aquello que el niño necesita mejorar. A partir de aquí, desde casa y mediante el ordenador, se realizan sesiones de entre 15 y 20 minutos, cuatro veces a la semana.

Este método no sólo mejora la lectura a nivel de eficiencia, fluidez y comprensión, sino que también disminuye su rechazo hacia la lectura y eleva su autoestima, al constatar la mejoría en su proceso lector.

Si deseas más información, contáctanos en los teléfonos 629 97 33 24 / 622 26 60 40 y resolveremos todas tus dudas.

La reeducación psicopedagógica

Imagen: 64bayard.com

Imagen: 64bayard.com

A menudo, nos encontramos con preguntas de conocidos y amigos cuyos hijos han recibido un diagnóstico, principalmente de TDA-H, y que se han ido a casa con el informe, una receta de metilfenidato y la sensación de hallarse totalmente perdidos sobre qué hacer a continuación.

Si bien los psicólogos no nos entrometemos en temas de medicación, sí que podemos entender la reticencia de los padres a dar una medicación a sus hijos para un trastorno que no tiene un diagnóstico respaldado por análisis y radiografías, para una especie de fantasma que sobrevuela a cualquier niño movido o despistado, y que continuamente se desprestigia en redes sociales.

Muy pocas veces se orienta a los padres de un niño diagnosticado de TDA, TDAH y otras dificultades de aprendizaje hacia otros posibles tratamientos, como la reeducación psicopedagógica. La reeducación consiste en una atención individual al niño, en la que se le enseñan estrategias y herramientas para compensar sus dificultades, tanto en el colegio como en otros entornos (utilizar correctamente la agenda, usar ayudas visuales, entrenamiento en autoinstrucciones…). También se le apoya emocionalmente, para mejorar su autoestima y su motivación. Los padres también reciben pautas para poder actuar como coterapeutas, y se realiza una mediación escolar, para facilitar la comunicación y trabajar en la misma línea con el colegio. Este tratamiento ha mostrado ser muy efectivo, y se puede aplicar junto al tratamiento farmacológico o en solitario.

En RB Psicòlegs somos especialistas en necesidades educativas específicas. Realizamos las reeducaciones psicopedagógicas en sesiones puntuales, pero ofrecemos también nuestra “tarifa plana en reeducación”, que consiste en una o varias sesiones semanales de reeducación a domicilio (1 o 2 sesiones semanales de una hora de duración es lo más habitual), para trabajar en el propio entorno del niño, una supervisión trimestral (también de 1h) con los padres, para poder hablar de todos los temas que les preocupen, y una reunión anual con el tutor, así como comunicaciones puntuales por teléfono o correo electrónico.

Este servicio se ofrece de septiembre a julio, y tiene un coste fijo mensual (130€ en la modalidad de 1 sesión semanal y 240€ en la modalidad de 2 sesiones semanales), resultando en la opción más económica y también la más completa de tratamiento, dado que se interviene a todos los niveles (individual, familiar y escolar).

¡Llámanos para concertar una primera visita informativa totalmente gratuita, y resolveremos todas tus dudas!

Conoce nuestra Aula de Estudio

A partir del próximo lunes 17 de noviembre, estaremos todos los lunes y miércoles (también viernes si nos lo solicitáis) de 18:15 a 19:15 en el espacio “Aula de estudio”, en nuestra sede de la Avenida Barcelona, 224.

Allí te ayudaremos a hacer los deberes y a estudiar, pero también a utilizar bien la agenda, a organizar tu espacio en casa, a planificar tu hábito de trabajo y la preparación de los exámenes… Nuestro equipo está formado por psicólogos y psicopedagogos especializados en Necesidades Educativas Específicas, de forma que sabemos dar respuesta a cualquier dificultad de aprendizaje.

¡Llámanos para informarte, te esperamos!

10734277_10204875142176523_4706024720746813487_n

Nuevo taller de Técnicas de Estudio

El próximo sábado 8 de noviembre arrancamos la primera edición de nuestro taller de Técnicas de Estudio para Secundaria. Constará de 6 sesiones, cada sábado de 10 a 12h, desde el 8 de noviembre hasta el 20 de diciembre, en nuestra sede en la Av. Barcelona, 224 (centro Ojos de Buda). El precio es de 60€, e incluye el taller y los materiales.

¡Llama ya para reservar, las plazas son muy limitadas!

tecniques d'estudi